Ellauri Presidente del Senado

El matrero Luciano Santos
Ellauri Presidente del Senado​ de Antonio Lussich

BALIENTE
Ño Borda también llegó
la otra vez de la suidá,
y parece que po allá
hubo nuembre, y que salió
el mesmo que protestó
no querernos gobernar.
Mire si se puede fiar
del que se hacía zorro muerto,
mientras que astuto y despierto
trabajaba por calzar.

CENTURIÓN
¿Pero lo es de la nación?

BALIENTE
Lo mesmo que si lo juera,
ya se lleva en la carrera
tres cuerpos de mancarrón,
pues se ha golpiao del tirón
hasta sentarse al Senao
y a un Piñero le ha ganao
con quien salieron parejos
mas se echó la suerte al tejo
y en ella salió parao.

CENTURIÓN
El Borda, a de ser aquel
que en la Unión, en una fonda,
sobre una mesa redonda
se paró con un pichel,
y a la gringada en tropel
que allí había, ploclamó,
y de su lay les habló
con alabancias tan finas,
que tuita la gurrumina
de intusiasmo se apedó.

BALIENTE
Justito ño Centurión,
y qué moso de recibo,
Tinteriyo y gaucho altivo
es de pluma y de facón;
lo vide hacer una aición
que me gustó francamente
conocí que era un valiente,
y aunque yo muy poco valgo
en yunta con él le salgo
a una tigra frente a frente.

JULIÁN
Aura un ginete se apió
que parece hombre de paz;
tal vez sea el capataz
de una tropa que cruzó.

BALIENTE
Centurión agüaiteló
pa ver la pinta que tiene.

CENTURIÓN
Si pal mostrador se viene...

LUCIANO
Ché, se compuso el fandango,
es el rubio Pichinango.
Su compinche, ño Giménez.

JULIÁN
¡Ah! Gruyo, y por estos pagos...

Ellauri Presidente del Senado