Sueños hay que verdad son: 121

Pág. 121 de 153
Sueños hay que verdad son Pedro Calderón de la Barca


BENJAMÍN:

Soy hijo postrero,
y quieren mucho a los hijos
los que los consiguen viejos;
y no sólo esto, ni el ser
hijo de Raquel, me ha puesto
en tanto grado de amor
(bien que sin merecimiento),
sino que tuve otro hermano,
de ella también hijo, y siendo
así que faltó, el amor
que en dos partido, era medio,
todo se retrajo a mí.

JOSEF:

¿De qué murió esotro?

BENJAMÍN:

Eso,
te suplico no preguntes.