Abrir menú principal
Nota: En esta transcripción se ha respetado la ortografía original.


GLOSA


¿Quál idea ó colores
De tan sutil manera
Pintó jamás pincel ó ingenio humanó?
¿Quáles, y quáles flores
Allá en la Primavera
Jamás produjo el genial Verano?
¿Quál rostro soberano
Aun con lo ménos de ese tuyo iguala?
¿Y quál maestra mano
Pudo formar Zagala
De mayor gentileza, gracia, y gala?

Mil estremados gestos
Hay en aquesta Villa
De tanta perfeccion, gracia, y mesura,
Que en otra parte puestos
Pudieran tener silla
De toda gentileza y hermosura;
Pero con tu figura
No sé quien osará decir que iguala:
Ni sé como natura
Pudo formar zagala
De tanta gentileza, gracia, y gala.

Si Thisbe con su amado,
La desdichada Helena,
Y aquella desgraciada y triste Dido,
Y el nuevo enamorado,
Que por sí mismo pena
En flores olorosas convertido,
Y aquel que fué subido
Por Júpiter al cielo sobre el ala,
Si alguno bien te vido,
Dirá, que no hay zagala
De tanta gentileza, gracia y gala.

Si Medusa la dura
Con el gesto encantado
Volver pudo la gente viva en roca;
A tu gentil figura
Por gracia se le ha dado
Volvella en cera, á quien fuego toca,
Y no es gracia tan poca,
Que qualquiera pastora buena ó mala
Te diga por su boca:
Nunca se vió zagala
De tanta gentileza, gracia y gala.

Si Palas tan armada
Mi hombres hiere y mata,
Y el ciego amor á mil y mil doncellas:
Tu vista delicada
Mucho mas desbarata
En nombres corazón, el rostro en ellas;
Pero si las mas bellas
Contigo se pusieran por tu iguala,
El sol, luna y estrellas
Dirán, que no hay zagala
De tana gentileza, gracia y gala.

Si la hermosas Diosas
Del Troyano juzgadas
En esta Villa, como en Ida fueran,
No quedaran hermosas;
Mas en uno acordadas
A tu belleza luego se rindieran:
Que es cierto si te vieran,
Fuese de voluntad, ó buena ó mala,
Postradas te dixeran:
Vencístenos, zagala,
Con tanta gentileza, gracia, y gala,