Abrir menú principal

Hechicera antigua que deja sus herramientas a otra reciente

(Parnaso español)

de Francisco de Quevedo



Esta redoma, rebosando babas,
el cedazo que sabe hacer corvetas;
éstas, que se metieron a profetas,
con poco miramiento, siendo habas;


estas ollas, que fueron almadrabas
del marisco de mozas y alcahuetas;
estos lazos, que, en vuelcos y en maretas,
a dos gaznates mices fueron trabas;


las cecina, de sapos conjurada;
el gato negro, que la dicha aruña;
el licenciado imán, piedra barbada,


cansada de ser carne y de ser uña,
los ofrezco a mi nieta la Cascada,
para cuando concierte, junte y gruña.