Página:Mitos y fantasías de los aztecas.djvu/88

Esta página ha sido corregida


Sin embargo, los europeos de aquella época no eran diferentes que los anahuacas. Bajo ninguna argumento se puede justificar el sacrificio humano. Ni antaño ni ahora, ni de anahuacas ni de europeos. El sacrifico humano es un crimen de lesa humanidad.

Pero debemos ver este fenómeno con ojos descolonizados y buscar la verdad. Los europeos también hacían sacrificios humanos, solo que les llamaban “autos de fe”.[1] Estos se hacían en plazas públicas y se ejecutaban a varias personas en medio de una fiesta y vendimia. Las matanzas religiosas en la Europa Medieval y renacentista son un hito en la historia, como “la matanza de la noche de San Bartolomé” en París en 1572, la cual duró varios meses. En el último “auto de fe” realizado en España fue en 1826, el maestro de Ruzafa, Cayetano Ripoll, fue condenado a ser ejecutado en la horca y quemado después, en Valencia por hereje.

Cortés reiteradamente en sus Cartas de Relación manifestaba que Dios estaba de su parte y que era voluntad divina
____________________

  1. “Los autos de fe” fueron una manifestación pública de la Inquisición. Los autos solían realizarse en un espacio público de grandes dimensiones (en la plaza mayor de la ciudad, frecuentemente), generalmente en días festivos. Los rituales relacionados con el auto empezaban ya la noche anterior (la lamada "procesión de la Cruz Verde") y duraban a veces el día entero.
88