Página:Fábulas de Fedro.djvu/77

Esta página ha sido corregida


FÁBULA II.


la impunidad es atractivo para el delito.


Un hombre y un perro.

Un hombre mordido de un perro furioso, arrojó al agresor un pedazo de pan teñido en su sangre, lo que había oido ser eficaz remedio de su herida. Viólo Esopo, y le dijo: no hagas tal cosa delante de muchos perros, no sea que nos traguen vivos si llegan á saber, que á semejante culpa se da tal premio.

El buen suceso de los impíos anima á muchos.


herida dar al perro pan mojado en la sangre que de ella corria.


FÁBULA III.


un chismoso es seminario de males.


Una águila, una gata y un javalí.

Una águila habia hecho su nido en lo alto de una encina: una gata, habiendo encontrado hueco en medio del tronco, habia parido allí: al pie de la encina había puesto su camada una