Página:El Domador de Pulgas.djvu/63

Esta página ha sido corregida


Una pulga de alcohol medio decía, que el mundo se estimulaba para huirle a la conciencia de la vida. A la realización del forzoso fin y sus derivados.

Con los estimulantes, decía la pulga, se levanta la maquinaria pulga a una presión más alta, con lo cual, se producen planos, y de allí los distintos estados de resistencia.

Los estimulantes son como las clavijas de los instrumentos, si la pulga músico aprieta una excesivamente, la cuerda suena más alto, pero en desacuerdo con las otras, lo cual es muy perjudicial para la armonía de las pulgas, y como el estimulante pide más y más, hay que seguir dándole vuelta a la clavija hasta que se revienta la cuerda.

Las pulgas artistas, continuó la pulga, son muy dadas a las bebidas espirituosas, probablemente buscan la variedad, para dejar de ver las cosas en los planos de la visión normal, la monotonía rebaja los sentidos y da mal carácter.

La obra de arte cuelga de un hilo de locura, indispensable para que sea verdadero arte. Probablemente eso es la originalidad.

Como el alcohol está tan ligado a la música, continuó la pulga, tengo que traer los instru-

76