Página:Cuentos y cronicas.djvu/193

Esta página ha sido corregida


Cerca del blando tronco de la haya, estaríais vos, señorita, con vuestro sombrero blanco, vues- tro vestido blanco y vuestra alma blanca.