Página:13 Cartas del Famoso Conquistador Hernán Cortés.pdf/236

Esta página no ha sido corregida
225

por allí los habiamos corrido, creyendo que no pa- ráramos hasta su pueblo. E que muchos días ha- bia que ellos quisieran mi amistad, y haber venido á se ofrecer por vasallos de vuestra majestad, sino que aquel señor no los dejaba, ni habia querido, puesto que ellos muchas veces se lo habían reque- rido y dicho. Y que agora querían servir á vues- tra alteza; é que allí habia quedado un hermano del dicho señor, el cual siempre habia sido de su opinión y propósito, y agora asimismo lo era. E que me rogaban que tuviese por bien que aquel sucediese en el señorío; é que aunque el otro vol- viese, que no consintiese que por señor fuese reci- bido, y que ellos tampoco lo recibirian. E yo les dije que por haber sido hasta allí de la liga y par- cialidad de los de Culúa, y se haber rebelado con- tra el servicio de vuestra majestad, eran dignos de mucha pena; y que así tenia pensado de la ejecu- tar en sus personas y haciendas. Pero que pues habian resido, y decían que la causa de su rebe- lion y alzamiento habia sido aquel señor que te- nia, que yo, en nombre de vuestra, majestad, les perdonaba el yerro pasado; y los recibia y admitia á su real servicio. Y que los apercibia que si otra vez semejante yerro cometiesen, serian punidos y castigados. Y que si leales vasallos de vuestra alte- za fuesen, serian de mí, en su real nombre, muy favorecidos y ayudados; é así lo prometieron. Es- ta ciudad de Guacachula está asentada en un llano,