Página:13 Cartas del Famoso Conquistador Hernán Cortés.pdf/222

Esta página no ha sido corregida
211

lado á aquel capitan que yo enviaba á hacer el pueblo de Quacualco; y otras muchas cosas, que valían mas ds treinta mil pasos de oro; y que los indios de Culúa les habian muerto en el camino á todos, y tomado lo que llevaban; y asimismo supe que habian muerto otros muchos españoles por los caminos, los cuales iban á la dicha ciudad de Te- mixtitan, creyendo que yo estaba en ella pacífico, y que los caminos estaban, como yo antes los tenia, seguros. De que certifico á vuestra majestad que habimos todos tanta tristeza, que no pudo puedo ser mas; porque allende de la pérdida destos españoles y de lo demás que se perdió, fué renovarnos las muertes y pérdidas de los españoles que en la ciudad y puen- tes della y en el-camino nos habian muerto; en es- pecial que me puso en mucha sospecha que asimis- mo hubiesen dado en los de la villa de la Veracruz, y que los que teniamos por amigos, sabiendo nues- tro desbarato, se hubiesen rebelado. E luego des- paché, para saber la verdad, ciertos mensajeros, con algunos indios que los guiaron; á los cuales los man- dé que fuesen fuera de camino hasta llegar á la di- cha villa, y que muy brevemente me hiciesen saber lo que allá pasaba. E quiso nuestro Señor que á los españoles hallaron muy buenos y á los naturales de la tierra muy seguros. Lo cual sabido, fué harto reparo de nuestra pérdida y tristeza, aunque para ellos fué muy mala nueva saber nuestro suceso y desbarato. En esta provincia de Tascaltecal estuve