La elección por la virtud: 051

Pág. 051 de 138
La elección por la virtud Acto II Tirso de Molina


CAMILA:

               En buen hora.

SIXTO:

               Y lo que os pido
               es que, ayudándoos tú querida hermana,
               regaléis nuestro padre.

PERETO:

               Siempre he sido
               en esto venturoso.

SIXTO:

               Y dad contento
               con vuestro buen servicio a este convento;
               haced la ropa limpia y olorosa.

CAMILA:

               Más blanca ha de venir que la cuajada,
               y de las hojas del poleo, la rosa
               y trébol llena.

SIXTO:

               Sed muy aseada.

SABINA:

               No hay labradora sucia ni asquerosa;
               y más Camila, que es leche colada.

CAMILA:

               Ya es hora que nos vamos, que anochece.

PERETO:

               ¡Qué corta aquesta tarde me parece!

SIXTO:

               Padre, adiós.

PERETO:

               Él te vuelva brevemente
               a mis ojos.

SIXTO:

               Sí hará. Dadme esa mano.
De rodillas

PERETO:

               Eres de misa; ya no lo consiente
               tu dignidad.