La elección por la virtud: 012

Pág. 012 de 138
La elección por la virtud Acto I Tirso de Molina


SIXTO:

               Pues, ¿qué? ¿No puedo ser papa?

SABINA:

               ¿Quién, tú?

SIXTO:

               Yo.

SABINA:

               ¡Papateolla!
A su padre

SIXTO:

               Al sol os dejo. La mano
               me dad, y adiós.
Besa la mano

PERETO:

               Él te guarde.
               Mira que vuelvas temprano.

SIXTO:

               No hay volver hasta la tarde.

CAMILA:

               Las calzas de grana, hermano.
Vanse SIXTO y SABINA

PERETO:

               Hija, mi bien pronostico,
               pues que de Félix espero
               las venturas que publico.

CAMILA:

               Disputa con el barbero.
               Es dimuño. Cuando chico
               llevaba el calendario
               al cura, y el incensario,
               y él mismo le dijo un día
               que si estudiaba sería
               sacristán y boticario.