Abrir menú principal

Jovellanos: Soneto primero

Soneto primero
de Jovellanos



A Clori

Sentir de una pasión viva y ardiente 		
todo el afán, zozobra y agonía; 		
vivir sin premio un día y otro día; 		
dudar, sufrir, llorar eternamente; 		

amar a quien no ama, a quien no siente, 	
a quien no corresponde ni desvía; 		
persuadir a quien cree y desconfía; 		
rogar a quien otorga y se arrepiente; 		

luchar contra un poder justo y terrible; 		
temer más la desgracia que la muerte; 	
morir, en fin, de angustia y de tormento, 
		
víctima de un amor irresistible: 		
ésta es mi situación, ésta es mi suerte. 		
¿Y tú quieres, cruel, que esté contento?


Esta obra se encuentra en dominio público. Esto es aplicable en todo el mundo debido a que su autor falleció hace más de 100 años. La traducción de la obra puede no estar en dominio público. (Más información...)