Abrir menú principal

Jácara de Carrasco (Versión para imprimir)

Esta es la versión para imprimir de Jácara de Carrasco .

El presente texto ha sido copiado de Wikisource, biblioteca en línea de textos originales que se encuentran en dominio público o que hayan sido publicados con una licencia GFDL. Puedes visitarnos en http://es.wikisource.org/wiki/Portada



Personas
Pág. 1 de 4
Jácara de Carrasco


Jácara de Carrasco

Pedro Calderón de la Barca

 




CARRASCO


LA PÉREZ




>>>

Jácara
Pág. 2 de 4
Jácara de Carrasco Pedro Calderón de la Barca


(Sale CARRASCO.)
CARRASCO

Loado sea el hijo de Dios,
y a quien no dijere amén,
soga le dé, como a mí
suele, un ministro del Rey.
Carrasco soy, el de Utrera,
el que me supe valer
por lo breve de mis manos,
por lo largo de mis pies.
Preso he estado algunos días,
porque cierto amigo, a quien
le lié unas ligaduras,
me cogió, aunque las lié.
Escapé, y busco a la Pérez,
mozuela de tanta ley,
que se las puede apostar
a los vecinos de Argel.
(Sale la PÉREZ.)

PÉREZ

(Sin ver a CARRASCO.)
Yo, señores matasietes,
soy la Pérez de Jerez,
que en el fuego de mis ojos
al más crudo le asaré.
Quejoso tengo a Carrasco;
y aunque lo hice mal con él,
¡pardiez, que no pude más,
embarazada con diez!


Pág. 3 de 4
Jácara de Carrasco Pedro Calderón de la Barca


CARRASCO

Allí a la Pérez he visto. (Aparte.)

PÉREZ

Allí a Carrasco miré. (Aparte.)

CARRASCO

Seora honrada, ¿era ya tiempo
de ver al hombre de bien?

PÉREZ

Bien venido, seor Chinchilla...
¡Ay de mí, que el nombre erré!

CARRASCO

Muy bien puede confirmarme,
pues ha obispado vucé.

PÉREZ

Una mitra no es milagro.

CARRASCO

Antes milagrosa fue,
pues estando el día sereno,
naranjas hizo llover.

PÉREZ

Pues tú fuiste cardenal
el día que yo obispé,
y te dieron un jubón
que tú no mandaste hacer,
con los golpes muy espesos
y pegados del revés,
tan justos, que por mil partes
te hizo la sangre verter.


Pág. 4 de 4
Jácara de Carrasco Pedro Calderón de la Barca


CARRASCO

¡Amigo soy yo de burlas!
¿No sabes que me enfadé
con un juez, porque a preguntas
me daba bravo cordel?

PÉREZ

¡Linda flor la del Carrasco!

CARRASCO

Pues, reina, perdóneme,
que aunque sea mi respeto
se le tengo hoy de perder.
Diga ¿por qué no me
ha visto?

PÉREZ

Porque tuve un buen porqué.

CARRASCO

¿Partiremos?

PÉREZ

Por entero.

CARRASCO

Pues ya me desenojé.