Diferencia entre revisiones de «Página:ChFSA FD1197108050(1).djvu/4»

Estado de la páginaEstado de la página
-
Corregido
+
Validado
Cabecera (noinclude):Cabecera (noinclude):
Línea 1: Línea 1:
{{derecha|3.-}}
{{derecha|3.}}
Cuerpo de la página (para ser transcluido):Cuerpo de la página (para ser transcluido):
Línea 1: Línea 1:
RESPUESTA: Esta es una pregunta bastante importante, y semi conflictiva, diría yo; donde luego quiero señalar que concurrí a la convención del Partido Radical; que allí tuve una intervención, en la cual destaqué por qué a mi juicio, era indispensable la presencia de un partido como el Radical, entroncado más que centenariamente la vida de Chile, que representaba sectores tan importantes en un proceso revolucionario como los sectores de técnicos, profesionales, empelados, pequeños y medianos comerciantes, o industriales. En mi intervención, quise demostrar como era sociológicamente justo, frente a la dirección de los sectores sociales de Chile, la presencia de un Partido laico, democrático y revolucionario, en realidad para mí ha sido una sorpresa no grata (yo diría dolorosa), lo ocurrido, no puedo entrar a pronunciarme en los problemas internos de una colectividad; en cuanto a la forma como se estructuró la Convención, ya la representatividad en ella manifestada son problemas que no me competen y que siempre he respetado, porque pertenecen a la vida interna de los Partidos. La declaración que se elaboró, que es en esencia, la definición, a mi juicio, es una declaración que no es auténticamnete lo que es y ha sido la imagen del Partido Radical pero tampoco es una declaración que a la luz de la doctrina marxista, pueda estimarse como una declaración marxista, yo creo que en una declaración un poco heterogénea y que se presta sí a que alguna gente o muchos piensen, que está más cerca de una interpretación marxista que lo que ha sido siempre la característica tan típicamente marcada de la expresión Radical, del pensamiento laico, democrático racionalista. Ahora lógicamente se plantea una situación desde el punto de vista de Gobierno, tendremos que analizar -y digo analizar- porque hay un hecho bastante curioso y es que tanto la Convención y los Radicales elegidos para la directiva, como el grupo que ha renunciado al Partido expresen su más decidido apoyo al Gobierno, al Programa de la Unidad Popular y el Presidente de la República, y un problema similar se plantea y aprovecho la pregunta de Hernán Uribe para vincularlo porque es la realidad.
RESPUESTA: Esta es una pregunta bastante importante, y semi conflictiva, diría yo; donde luego quiero señalar que concurrí a la convención del Partido Radical; que allí tuve una intervención, en la cual destaqué por qué a mi juicio, era indispensable la presencia de un partido como el Radical, entroncado más que centenariamente la vida de Chile, que representaba sectores tan importantes en un proceso revolucionario como los sectores de técnicos, profesionales, empleados, pequeños y medianos comerciantes, o industriales. En mi intervención, quise demostrar como era sociológicamente justo, frente a la dirección de los sectores sociales de Chile, la presencia de un Partido laico, democrático y revolucionario, en realidad para mí ha sido una sorpresa no grata (yo diría dolorosa), lo ocurrido, no puedo entrar a pronunciarme en los problemas internos de una colectividad; en cuanto a la forma como se estructuró la Convención, y la representatividad en ella manifestada son problemas que no me competen y que siempre he respetado, porque pertenecen a la vida interna de los Partidos. La declaración que se elaboró, que es en esencia, la definición, a mi juicio, es una declaración que no es auténticamente lo que es y ha sido la imagen del Partido Radical pero tampoco es una declaración que a la luz de la doctrina marxista, pueda estimarse como una declaración marxista, yo creo que en una declaración un poco heterogénea y que se presta sí a que alguna gente o muchos piensen, que está más cerca de una interpretación marxista que lo que ha sido siempre la característica tan típicamente marcada de la expresión Radical, del pensamiento laico, democrático racionalista. Ahora lógicamente se plantea una situación desde el punto de vista de Gobierno, tendremos que analizar -y digo analizar- porque hay un hecho bastante curioso y es que tanto la Convención y los Radicales elegidos para la Directiva, como el grupo que ha renunciado al Partido expresen su más decidido apoyo al Gobierno, al Programa de la Unidad Popular y el Presidente de la República, y un problema similar se plantea y aprovecho la pregunta de Hernán Uribe para vincularlo porque es la realidad.
1300

ediciones