Diferencia entre revisiones de «El Discreto:Realce 22»

370 bytes añadidos ,  hace 16 años
sin resumen de edición
Sin resumen de edición
Sin resumen de edición
Es el modo una de las prendas del mérito, y que cae debajo de la atención; puédese adquirir, y por eso la falta de ella es inexcusable, bien que en algunos tiene principio del buen natural, pero su complemento da la industria. En otros toda es del arte, que puede el cuidado de esta suplir los olvidos de aquella, y aun mejorarlos; pero cuando se juntan hacen un sujeto agradable con igual facilidad y felicidad.
 
Es también de las bellezas trascendentales a todas las acciones y empleos. Fuerte es la verdad, valiente la razón, poderosa la justicia; pero sin un buen modo todo se desluce, así como con él todo se adelanta. Cualquiera falta suple, aun las de la razón; los mismos yerros dora,<ref>Con dilogía ''hierros/yerros'' (errores): «incluso los hierros recubre de oro» y «endulza hasta los errores mismos.»</ref> las fealdades afeita,<ref>''afeita:'' «maquilla». Véase ''Covarrubias'': «afeite: el aderezo que se pone a alguna cosa para que parezca bien, y particularmente el que las mujeres se ponen en la cara, manos y pechos para parecer blancas, y rojas, aunque sean negras y descoloridas, desmintiendo a la naturaleza, y, queriendo salir con lo imposible, se pretenden mudar el pellejo.»</ref> desmiente los desaires y todo lo disimula.
 
¡Qué de materias graves e importantes se gastaron por un mal modo, y qué de ellas ya de desahuciadas se mejoraron y concluyeron por el bueno!
2425

ediciones