El semejante a sí mismo

​El semejante a sí mismo​ de Juan Ruiz de Alarcón


FIGVRAS DE LA COMEDIA
 
 
DON IUAN DE CASTRO, galan.
LEONARDO, galan.
DON DIEGO DE LUXAN, galan.
GERARDO, galan.
CELIO, hermano de IULIA.
DON RODRIGO, viejo graue.
SANCHO, gracioso.
GUILLEN, escudero.
DOÑA ANA, dama.
IULIA, dama.
INES, criada de DOÑA ANA.





Acto I
 
Salen DON IUAN, LEONARDO, y SANCHO.

 
DON IUAN
    ¡Hermosa vista!
LEONARDO
Vn Abril
goza en sus puertas Seuilla.
DON IUAN
    Es otaua marauilla.
LEONARDO
    Ya la fama cuenta mil,
porque a las siete del mundo 5
no ay quien la suya no aumente.
DON IUAN
    Al Escurial justamente
le dan lugar sinsegundo.
SANCHO
    Yo se siete marauillas
nueuas, que con mas razon 10
dignas deste nombre son.
DON IUAN
    Quiero oillas.
SANCHO
Yo dezillas.
La primera, si se mide
con las antiguas, por tres
puede valer.
LEONARDO
Y qual es.
15
SANCHO
    Vna muger que no pide.
DON IUAN
    Si es de Madrid la muger.
SANCHO
    Es segunda marauilla
vn Cauallero en Seuilla,
sin ramo de mercader. 20
La tercera es justamente
vn calbo alegre de sello,
y que no arrastre el cabello
desde el cogote a la frente.
La quarta, vna donzellita, 25
que no casarse desea:
la quinta vna muger fea,
que los años no se quita.
Por sexta quiero contar
vn bien contento soldado: 30
y por septima, vn casado,
que le pese de embiudar.
La otaua, es vn mercader
sin achaques de logrero,
vn oficial de barbero 35
sin guitarra en que tañer.
Vna dama que se alegra
con agua para la faz:
vn marido moço en paz
con cuñados y con suegra. 40
Sin vn san Pedro, y san Pablo
la Iglesia de alguna aldea,
y vn tahur, que no desea
tal vez, que lo lleue el diablo.
DON IUAN
    Basta que el numero crece. 45
LEONARDO
    Si vèras hemos de hablar,
vna quiero yo contar,
que las demas obscurece.
DON IUAN
    Ya mucho en sabella gano,
pues vos assi la alabais. 50
LEONARDO
    Pues es, porque la sepais
el desague Mexicano.
SANCHO
    Hable christiano, señor.
LEONARDO
    Mexico la celebrada
cabeça del Indio mundo, 55
que se nombra Nueua España.
Tiene su assiento en vn valle,
toda de montes cercada,
que a tan insigne ciudad
siruen de altiuas murallas. 60
Todas las fuentes y rios,
que de aquestos montes manan,
mueren en vna laguna,
que la ciudad cerca y baña.
Crecio este pequeño mar 65
el año, que se contauan
mil y seiscientos y cinco,
hasta entrarse por las casas.
O fuesse que el natural
desaguadero, que traga 70
las corrientes, que recibe
esta laguna, se harta:
O fuesse que fueron tales
las crecientes de las aguas,
que para poder beuellas 75
no era capaz su garganta.
En aquel siglo dorado,
dorado, pues gouernaua
el gran Marques de salinas,
de Velasco heroica rama, 80
simbolo de la prudencia,
puesto que por tener tanta,
despues de tres Virreinatos
vino a presidir a España.
Tratò este nueuo Licurgo, 85
gran padre de aquella patria,
de dar passo a estas crecientes
que ruìna amenaçauan.
Y despues de mil consultas
de gente docta y anciana, 90
Cosmografos, y Alarifes,
de mil medidas y traças,
resuelue el sabio Virrey,
que por la parte mas baxa
se dè en vn monte vna mina 95
de tres leguas de distancia,
con que por el centro del
hasta la otra parte vayan
las aguas de la laguna
a dar a vn rio arrogancia. 100
Todo es vno, el resoluer,
y empeçar la heroica hazaña,
mil y quinientos peones
continuamente trabajan.
En poco mas de tres años 105
concluyeron la jornada
de las tres leguas de mina,
que la laguna desagua.
Despues, porque la corriente
humedeciendo cabaua 110
el monte, que el aqueducto
cegar al fin amenaça.
De canteria inmortal
de parte a parte se labra,
que dà eterna paz al Reyno, 115
y a su autor eterna fama.
DON IUAN
    Tan insigne marauilla
muy justamente se alaua
por la primera del mundo.
SANCHO
    Que la bellaca del agua 120
quiso alçarse con la tierra,
pues el vino ¿donde estaua?
LEONARDO
    Traçando como a su costa
se efetuase esta hazaña,
que dos reales impuestos 125
en cada açumbre del dauan
cada año cien mil ducados,
que en el desague se gastan.
SANCHO
    Mienten todos los gallinas,
los bellacos, y bellacas, 130
que ossaren, dezir, que el vino
deue dar tributo al agua.
Hazer al vino pechero,
para que a su costa se hagan
al agua de canteria 135
caminos por donde salga.
A vna infame patricida,
¿Que quiso anegar su patria?
¿Que no la pueden sufrir
los montes en sus entrañas? 140
¿Que anda como la culebra
toda la vida arrastrada
que con el pecho por tierra
besa los pies a las parras?
¿Que, como el diablo, del cielo 145
huyendo a la tierra baxa,
el Inuierno tiritando,
y el Verano abuchornada?
La que es tan vil, ¿que se vende
por dos quartos vna carga? 150
en que pluguiera a los cielos,
que el vino la remedara.
La que ha quitado mas vidas,
mas haziendas.
DON IUAN
Sancho, basta.
SANCHO
    ¿Que males ha hecho el vino? 155
quien en Indias, ni en España
ha recibido mal del,
¿que de essa suerte le tratan?
DON IUAN
    Sancho, no tienes razon,
que antes su nombre leuantan 160
con dezir, que hizo a su costa
desterrar a su contraria:
¿vn gran Principe no suele
hazerle cortar la cara,
dar de palos, desterrar 165
a su costa a quien le enfada?
Pues en esto, di, ¿quien pierde?
quien lleua la cuchillada,
o los palos, o el destierro,
que quien lo pagò, antes gana, 170
pues quedando vitorioso,
compra el gusto y la vengança.
SANCHO
    Bien ayas tu, pues en ti
tan buen abogado halla
el santissimo licor. 175
DON IUAN
    Piensa, bufon, que me agrada
que digas del tanto bien.
SANCHO
    Otros tienen dos mil faltas,
y yo tengo esta no mas.
DON IUAN
    ¿Y el amor?
SANCHO
Si amor es tacha,
180
no ay quien valga por testigo.
DON IUAN
    ¿Aquesto del juego es nada?
SANCHO
    ¿Que ha de hazer vn hombre honrado
mientras a su amo aguarda?
No es peor ponerse en corro 185
con la quadrilla lacaya
a no dexar honra en pie
de sus amos, ni sus amas.
DON IUAN
    Por assegurar la mia,
quiero agora que te vayas, 190
que hablar queremos a solas.
SANCHO
    ¿De mi no hazes confiança?
DON IUAN
   Parecidome has lacayo
de comedia, pues estrañas
que yo no te comunique 195
los secretos de importancia.
Al lacayo, que mas sabe,
basta escucharle sus gracias,
si pueden serlo aprendidas
entre el mandil y almohaça. 200
SANCHO
    Almohaçame mas quedo,
si pudieres.
DON IUAN
Vete, acaba,
SANCHO
    Iranse, que no son bestias,
puesto que con bestias tratan.
 (Vase.)

LEONARDO
    Ya estamos solos: dezid, 205
don Iuan amigo, la causa
de auernos quedado assi.
DON IUAN
   Ay, amigo de mi alma,
¿teneis amor?
LEONARDO
Pese a tal,
¿de ai comiença la maraña? 210
amor, y malauentura
en todas partes se hallan.
Mas yo agora viuo libre,
de que doy a Dios mil gracias:
vos sabeis que Iulia vn tiempo 215
en prision tuuo mi alma.
Mas dio su inmortal desden
muerte a mi amor y esperança.
DON IUAN
    Con esso puedo seguro
comunicaros mis ansias, 220
que de vuestra libertad
nace el fin de mi desgracia.
LEONARDO
    ¿Como?
DON IUAN
¿Atreuesos por mi
a partir vna jornada?
LEONARDO
    Ya mi amistad ofendeis. 225
DON IUAN
   Es larga.
LEONARDO
Aunque sea tan larga,
que al Antipoda visite,
Libia ardiente, o Scitia elada.
DON IUAN
    Es hasta el Pirù.
LEONARDO
Es vn passo,
pero porque alegre vaya, 230
¿voy con vos don Iuan?
DON IUAN
Sin mi.
LEONARDO
    El no veros me acobarda.
Mas animame el seruiros:
dadme los braços.
DON IUAN
Y el alma.
LEONARDO
    Quedaos a Dios.
DON IUAN
¿Donde vais?
235
LEONARDO
    ¿Mandais que al Pirù me parta,
y preguntais donde voy?
a embarcarme parto.
DON IUAN
Basta.
LEONARDO
    El amigo verdadero
assi obedece.
DON IUAN
No estaua
240
dudoso de esta fineza:
pero sin saber la causa
y el fin, ¿os vais a embarcar?
LEONARDO
    El de daros gusto basta;
¿Que tengo mas que saber, 245
si me mandais que me vaya?
que de resistir dà indicios
quien examina las causas.
Pensè que era vuestro gusto
solo que yo me ausentara, 250
y hasta el Pirù no parasse,
y a executallo empeçaua.
DON IUAN
   Dios os guarde: mas misterio
tiene jornada tan larga,
que no apartàra de mi 255
vn amigo tan del alma,
si de otro fiar pudiera
lo que oy mi pecho os encarga.
LEONARDO
    Dadme pues essa instruccion.
DON IUAN
    Si me dais paciencia.
LEONARDO
Vaya.
260
DON IUAN
    Ya sabeis que cortò el alfanje fiero
de la Parca la vida de mi tio,
dexò vna hija, vida, por quien muero.
Mi padre, duro ya padrastro mio,
quedò por curador de su sobrina, 265
sino es el dallo a vn Angel desvario.
Traxòla a nuestra casa, que imagina
guardalla mas assi: necio quien guarda
la poluora, y al fuego la auezina.
Como el ser muy hermosa, y muy gallarda 270
el trato se llegò; de amor el fuego
en abrasar mi pecho poco tarda.
Vime abrasado a penas, quando luego,
por no perder las mañas de tirano,
conmigo vsò las suyas el Dios ciego. 275
Que por esto vn Filosofo no en vano
pintaua al niño Rey de rosas llena
vna, y llena de espinas otra mano.
Que mi enemigo padre (dura pena)
a que en estos galeones parta a Lima 280
a cobrar cierta herencia me condena.
O entiende los amores de mi prima,
y por emparentar con otra gente,
para mi esposa el viejo no la estima.
O la codicia vil, que mas ardiente 285
reina en la sangre de la edad mas fria,
le ha obligado a mandarme que me ausente.
Vime con esto tal, que el alma mia,
tal que la vida, tal, solo quien sabe
de amor, podrà saber qual me veria. 290
Mas pintan al amor con alas de aue,
por la velozidad del pensamiento
del que ha vencido su furor suaue.
Mil engaños fabrico en vn momento,
y al fin vno resueluo, que la fama 295
quite al Griego Senon, y a mi el tormento.
Viuirè con mi padre, y con mi dama,
sin ser del vno y otro conocido,
que se atreue a emprender tanto quien ama.
Tengo en Madrid vn primo que ha venido 300
poco ha de Flandes, tras de ausencia larga,
don Diego de Luxan es su apellido.
Pues a este escriuo de mi vida amarga
el estado, el, no deudo, sino amigo,
de mi remedio hasta morir se encarga. 305
Bueluole yo a escriuir, y al fin le digo
el engaño que traço, con que entiendo
executar esta intencion que sigo.
Y porque la sepais, es, que fingiendo
mi primo y yo, que somos parecidos, 310
esta opinion con cartas estendiendo.
Ordenè que mi primo con fingidos
deseos de ver esta semejança
de la fama que echamos procedidos,
escriuiesse a mi padre, que si alcança 315
lugar, a verme se vendrà a Seuilla
antes que yo de aqui haga mudança.
Que a quantos nos conocen marauilla,
que diferencia no ay de mi sugeto
al suyo, que hombre pueda distinguilla. 320
A este ayudò otro engaño bien discreto,
por suyo le embiò vn retrato mio,
que a don Diego embiè para este efeto.
Yo lo mismo a su padre, que es mi tio,
le escriuo, y en lugar de mi retrato 325
el de don Diego con la carta embio.
Con esto yo en mi casa alegre trato
mi jornada, y dispongo mi partida,
que importa en engañar este recato.
Mi ropa està ya toda apercebida, 330
fletado en galeon, matalotage,
yo os juro, tal, que a nauegar con vida,
partiremos los dos a este viage,
despedirème en Cadiz, embarcado,
de Sancho, mis amigos, y linage. 335
Entregàrase al viento el leño alado,
veranme en el partir, con que del todo
nadie podrà creer que me he quedado.
Y despues con vn barco tendrè modo,
que salga al mar por mi: con el dinero 340
dos mil dificultades acomodo.
Boluerè aqui secreto, donde espero
dentro de vn mes mi primo, que con plaça
de criado serà mi compañero.
Y con su nombre irè donde me abraça 345
mi padre por don Diego, y mi querida,
sin saber que soy yo, mi cuello enlaça.
    Vos mi Leonardo, amparo de mi vida,
a Lima ireis tomando el nombre mio,
pues no es vuestra persona conocida. 350
    Lleuareis mis papeles, ya me rio
de veros hecho yo, mas vos, hermano,
yo sois por la amistad, no es desuario.
    Cobrareis esta herencia, y porque vano
no nos salga el intento, daros oso 355
en blanco muchas firmas de mi mano.
    Para que assi a mi padre sospechoso
vuestras cartas le quiten la sospecha,
que dalle yo de mi serà forçoso.
    Yo en tanto, si el Dios ciego no desecha 360
vn coraçon, en quien intentos tales
pudo engendrar su venenosa flecha,
conquistarè la causa de mis males.
LEONARDO
    ¿De manera que has fingido
para quedarte, don Iuan, 365
que a don Diego de Luxan
tu primo, eres parecido?
¿Y don Diego le embiò
a su padre tu retrato
por suyo?
DON IUAN
Y el mismo trato
370
vsè con su padre yo,
que le he embiado por mio
el retrato de don Diego
su hijo, y mi primo.
LEONARDO
¿Luego
no te conoce tu tio? 375
DON IUAN
   Nunca mi tio me vio,
ni mi padre vio a mi primo.
LEONARDO
    Vuestro raro ingenio estimo
por el mejor que nacio.
Mas dezidme, ¿con que intento 380
a vuestra prima engañais;
y no le comunicais
este sutil pensamiento?
DON IUAN
    Aunque con firmeza estraña
me muestra mi prima amor, 385
tengo indicios, y temor
de que me miente y engaña.
Y assi quiero conuertido
en don Diego pretendella,
y ver si el amor en ella 390
es verdadero, o fingido.
LEONARDO
    ¿Para esso no era mejor
echalle otro pretendiente?
DON IUAN
    No es esse medio prudente,
que puede cobralle amor, 395
y el prouarla de esse modo
es perdella, mas assi,
si me trueca a mi por mi,
en casa se queda todo.
Que si dà, auiendo creido 400
que soy don Diego, en quererme,
sabre que puede ofenderme,
sin saber que me ha ofendido.
LEONARDO
    Pues dezidme, ¿para que
quereis a don Diego al lado? 405
DON IUAN
    Para que mas engañado
mi padre, y el suyo estè.
Que assi el enredo que he hecho
tendra mas fuerça, y en el
tendre vn amigo fiel 410
con quien descanse mi pecho.
LEONARDO
    Dezis muy bien.
DON IUAN
Cien doblones
en letra le remiti
para el gasto.
LEONARDO
Siempre assi
lograis vuestras intenciones. 415
DON IUAN
   Si soy rico, ¿he de perder
por escaso mi remedio?
es vn poderoso medio
ser liberal de vencer.
LEONARDO
    Vitoria tan merecida 420
no es dudosa.
DON IUAN
Yo la espero
con vuestra ayuda.
LEONARDO
Yo quiero
apercibir mi partida.
DON IUAN
    Dos mil escudos os doy
para la costa.
LEONARDO
No es esso,
425
tratarme bien.
DON IUAN
Yo os confiesso,
que atreuido y corto soy,
mas para Lima me dà
mi padre credito abierto,
esse lleuareis, que es cierto, 430
con que esteis a gusto allà,
lo que dure la cobrança.
LEONARDO
    Voy corrido, y obligado.
 (Vase.)

DON IUAN
    La vida es poco auer dado
a quien la dâ a mi esperança. 435
    Aumento de la prospera fortuna
y aliuio en la infeliz, maestra llaue,
que con vn natural secreto sabe
dos voluntades encerrar en vna.
    Del humano gouierno la coluna 440
anhela segura de la incierta naue
de la vida mortal, fuero suaue,
que en paz mantiene quanto vè la Luna.
    Es la santa amistad virtud diuina,
que no dilata el premio de tenella, 445
pues ella misma es de si misma el fruto.
    A quien naturaleza tanto inclina,
que al hombre que viuir sabe sin ella
sabe auisar el animal mas bruto.
 
(Sale SANCHO.)

 
SANCHO
    ¿Acabò el secreto ya? 450
DON IUAN
    ¿Quien os mete en esso a vos?
SANCHO
    Estraño està, viue Dios,
despues que al Piru se và,
despues que se parte a Lima
està de tal condicion, 455
que ni le hallo sazon
con açucar, ni con lima.
¿De Sancho no fia ya?
DON IUAN
   Sancho amigo, no conuino.
SANCHO
    ¿Sancho amigo? ¿y no con vino? 460
¿pues sin vino que serà?
DON IUAN
   ¿Buelues a dar en tu tema?
SANCHO
    Y tu en la tuya daras,
pues que con tu prima estàs.
DON IUAN
    ¡Con el fuego que me quema, 465
mas leyendo viene, cielos!
¿si es villete?
 
(Sale DOÑA ANA leyendo vna carta.)

 
SANCHO
    Rayos echa
la centella de sospecha
dio en el poluorin de zelos. 470
DON IUAN
    Matalla, o matarme es poco.
SANCHO
    Ya escampa, dime, señor,
¿qual te parece peor,
emborracharse, o ser loco?
DON IUAN
    El diablo, picaro.
SANCHO
Ay Dios,
475
que me ha derribado vn diente.
DON IUAN
    Suelta, falsa.
DOÑA ANA
Primo, tente,
¿siempre hemos de andar los dos
sin ocasion en questiones?
No obligas con esse trato. 480
SANCHO
    Enamora como gato,
a gritos y mordiscones.
Yo le conoci mas tierno,
mas despues que al Piru và
tan desesperado està, 485
que pienso que va al infierno.
 
(Lee DON IUAN la carta.)

 
DOÑA ANA
    De tu primo el de la Corte
es vna carta.
DON IUAN
Yo estimo
que te conozca mi primo,
y que escriuirte le importe. 490
DOÑA ANA
    Necio, mira el sobreescrito.
¿Dize a tu padre?
DON IUAN
Si dize.
DOÑA ANA
    Gracias a Dios, que no hize
en leerla algun delito,
Don Iuan, para sospechar 495
qualquier indicio disculpa,
pero sabete que es culpa
reñir sin aueriguar.
DON IUAN
    ¿Que tienes tu que leer
lo que el otro escriue aqui? 500
DOÑA ANA
    Sobre vn bufete la vi,
està abierta, y soy muger,
¿tambien me riñes por esto?
DON IUAN
    ¿Su estilo te ha enamorado?
DOÑA ANA
    Por cierto que estas pesado, 505
don Iuan, o falto de sesso.
DON IUAN
Que ha de vacar, te parece,
mi plaça en tu amor partiendo,
y papeles andas viendo
para ver quien la merece. 510
DOÑA ANA
    ¿Y bastaràme obligar
ver vna carta?
DON IUAN
Doña Ana
con ocasion mas liuiana
suele vna muger amar.
SANCHO
   A esse proposito quiero, 515
por si puedo apaziguaros,
de mi mocedad contaros
vn sucesso verdadero:
Yo, mis señores, tenia
vn Iuan Lobo por amigo, 520
lleuèlo vna vez conmigo
a ver cierta moça mia.
El tomò a parte lugar,
mientras yo hablaua a mi amor
lo que el discreto lector 525
podra allà considerar.
Mi moça al Lobo le echaua
los ojos de quando en quando,
la paciencia ponderando
con que aguardando me estaua. 530
Y al fin del se enamorò,
y la causa fue enefeto,
solo que el se estaua quieto
mientras no lo estaua yo.
DON IUAN
    Sancho, por vn leue indicio 535
condenan al desdichado.
DOÑA ANA
    Siempre, don Iuan, te has quexado
en tu fortuna de vicio.
Confiessote, que lei
la carta con gusto, primo, 540
y aun mas que a su dueño estimo,
porque se parece a ti.
Que dize, que es tan estraña
la semejança que Dios
quiso poner en los dos, 545
que a tus amigos engaña,
y le hablan todos por ti.
DON IUAN
 (A parte.)

    Mi inuencion va obrando ya,
es mi primo, no serâ
mucho parecerme a si. 550
SANCHO
    Ser dos hombres parecidos
no es sucesso mas estraño,
que salir de vn mismo paño
semejantes dos vestidos.
DON IUAN
    Pero si alguno mirara 555
a don Diego en mi presencia,
no dudo que diferencia
grande entre los dos hallara.
Y ya que el cielo de ti
ha ordenado que me aparte, 560
huelgo, mi bien, de dexarte
este retrato de mi.
El me escriue, que vendra
a verme quan presto pueda,
ya la armada nos lo veda, 565
que para salir està.
A mi padre le he pedido,
si algo en èl mi ruego vale,
que lo aposente y regale
por serme tan parecido. 570
Lo mismo contigo intento,
que si en memoria de mi
le regalas, irà en ti
siempre mi amor en aumento.
Esto se entiende con tal, 575
que lleues tiento y recato,
no venga a echar el retrato
de casa al original.
Porque de don Diego el fuego
nunca en ti halle lugar, 580
siempre a don Iuan has de hablar,
aunque te hable don Diego.
Y assi mientras no te veo,
engañaràn tus enojos
con el retrato los ojos, 585
con la esperança el desseo.
DOÑA ANA
    Ay Dios, ¿quien tendra paciencia,
mi don Iuan, para escuchar
sin deshazerse en llorar
estos preceptos de ausencia? 590
DON IUAN
    ¿Lloras?
DOÑA ANA
Pregunta si viuo
quando te ausentas.
DON IUAN
Confiesso,
que no esperè tal excesso
de tu coraçon esquiuo.
No llores, sino procura 595
tu llanto, señora, assi
que alegre parta de ti,
pues prueuo assi mi ventura.
Cessen de llorar las perlas
en esse campo de rosa, 600
aduierte, que de inuidiosa
la Aurora para cogerlas
mas presto amanecerà,
y dara priessa a los dias,
con que de mis alegrias 605
el fin se anticiparà.
No todo agora lo llores,
dexa que llorar despues,
no adelanten, pues me ves,
el tormento los temores. 610
Reserua para la ausencia
algo de tanto dolor,
porque suele vn gran sudor
ser el fin de la dolencia.
DOÑA ANA
    Plega a Dios, dueño querido, 615
si en tu ausencia tengo vida,
que viua yo aborrecida
de vn adorado marido.
Plega a Dios.
 (Vase.)

SANCHO
    Basta de plegas, 620
que viene señor el viejo.
DON IUAN
    Al tiempo la prueua dexo
dessas finezas que alegas.
 (Vase.)

SANCHO
    Plega a Dios, ha enamorados,
quando empieçan a plegar 625
plegarias pueden prestar
al dia de los finados.
 
(Sale YNES.)

 
YNES
    ¿Que es de don Iuan?
SANCHO
Buena es essa,
Ynes, mas cuerdo me pinta,
¿para que buscas la pinta, 630
si te và todo en la presa?
YNES
    ¿Quien es la pinta?
SANCHO
Don Iuan.
YNES
    ¿Y la presa?
SANCHO
Yo lo soy:
pues siempre delante voy,
mas dime, ¿en que estado estan 635
las penas de que me ausento?
YNES
    ¿Te ausentas?
SANCHO
Bueno a fè mia,
¿oluidado se te auia?
señal de gran sentimiento.
YNES
    ¿Al fin te vàs al Pirù? 640
SANCHO
    Aqui es Troya. Cierto es ya.
YNES
    ¿Que me has de embiar de allà?
SANCHO
    Embiarète a Bercebù.
Ved con que llanto recibe
las nueuas tristes de ausencia, 645
notad, como de paciencia,
para sufrir se apercibe.
Tal es ya la tirania
de aqueste genero infame,
que el eco de vengo, es dame, 650
y el eco de voyme, embia.
¿No ay al vengo, vn bien venido?
¿no ay al voime vn buelue presto?
pinten a amor, segun esto,
salteador descomedido. 655
Apenas vi la muger
quando se lo he de pagar,
o no tengo de jugar,
o en viendola he de perder.
¿Como en viendola? y aun antes, 660
allegaos a vna tapada,
y antes de mostraros nada
pedirà cintas, y guantes.
¿Que me has de embiar? ¡que bien!
el amor mas firme cae, 665
aun no me dixera, trae,
que es vn disfraçado, ven.
Embia, es, quedate allà,
mal aya el necio que fia
en ellas, quien les embia, 670
quien les trae, y quien les dà.
O terribles agrauios,
atar la bolsa, y desatar los labios.
 (Vase.)

YNES
    Aguarda, Sancho, detente,
atiende a mi triste llanto, 675
ya lloro, ya no te pido,
si con pedir te he enojado:
Como a las Indias te partes,
quise passar este trago
con tratar de las riquezas 680
que esperaua de tus manos.
O terribles agrauios,
mas o mayor simpleça,
atas la bolsa, y pidesme firmeça.
 (Vase.)

 
(Salen GUILLEN, y LEONARDO.)

 
GUILLEN
    Leonardo, aguardad aqui, 685
auisarè a mi señora.
 (Vase.)

LEONARDO
    ¿Que Iulia me llame agora?
yo vengo fuera de mi.
Quando no la vi en mil dias,
huyendo su resistencia, 690
y estan con la larga ausencia
las cenizas de amor frias,
¿de llamarme se ha acordado?
quando estoy tan de partida,
¿quiere por la despedida 695
resucitar mi cuidado?
Mas no es de amor el llamarme,
que tan dichoso no soy,
sabra, que a las Indias voy,
y algo querra encomendarme. 700
Mas ella viene, el ruido
de sus passos me ha turbado,
la sangre toda se ha elado,
y el coraçon encendido.
Quan tarde la fuerça passa 705
de amor, que fue verdadero,
pues con el soplo primero
se descubre tanta brasa.
 
(Sale IULIA.)

 
IULIA
    Señor Leonardo, ¿era ya
tiempo de vernos los dos? 710
LEONARDO
    Esso preguntaldo a vos.
IULIA
    Por mi respondido està.
Pues a llamar os embio.
LEONARDO
    Y por mi tambien, pues muestro
viniendo al mandado vuestro, 715
que esso està en vuestro aluedrio.
IULIA
    Dizen, que a las Indias vais.
LEONARDO
    Sino me mandais quedar.
IULIA
    Si mandallo ha de bastar,
yo os mando, que no os partais. 720
El estilo perdonad,
que lo hize por cogeros
la palabra.
LEONARDO
A no entenderos,
nueua especie de crueldad,
con mascara de fauor, 725
quereis en mi executar.
IULIA
    ¿Como?
LEONARDO
Mandarme quedar,
despues de tanto rigor.
Es solo (hablemos verdades,
pues para partir estoy) 730
porque os falta, si me voy,
materia a vuestras crueldades.
Mas no: Iulia, ya arrojè
del cuello una vez el yugo,
ya libre la ropa enjugo, 735
que del mar de amor saquè.
Ya no mas comprar enojos
a costa de merecer,
no mas, la vid exponer
a vuestros leues antojos. 740
Huistes quando os seguia,
quando huyo me seguis,
esto que aora sentis
senti yo, Iulia, algun dia.
Mas oy, por mayor vitoria, 745
quiero hurtar con esta ausencia
el cuerpo a vuestra inclemencia,
y el alma a vuestra memoria.
DON IUAN
    A fe, que reñis con brio,
ya os imaginais vengado, 750
necio vos, que aueis echado
toda la fuerça en vazio.
¿Quien os dixo que el pediros
Leonardo, que no os partais,
es porque pena me dais, 755
porque os amo con partiros?
Mi prima doña Leonor,
que ha dado en quereros bien,
me pidio, por ser yo a quien
vos tuuistes tanto amor, 760
si fue verdad el tenello,
que os pidiesse, que os quedeis,
que por mi, merced me hareis
mucho mayor en no hazello.
LEONARDO
    Basta ya, que es desvario 765
anticipar el desden,
y no amandoos yo, tambien
dais esse golpe en vazio.
Ni penseis, que auer errado
el tiro, me da pesar, 770
que doy por bien el errar,
a trueco de auer tirado.
Pues os mostrè mi intencion,
vengado de vos me siento,
que os ha ofendido el intento, 775
quando no la execucion.
Y oxala, que modo hallara
para poderme quedar,
que solo a daros pesar,
viue Dios, que me quedara. 780
IULIA
    Por lo menos aprouais
mi rigor, que mal hiziera,
si a vn villano amor tuuiera,
que lo sois, pues os vengais.
LEONARDO
    No atribuyais a vengança, 785
no aueros obedecido,
que sabe Dios, que ha nacido
solo de desconfiança.
Pensè, que el verme huir
despertaua vuestro amor, 790
y temi vuestro rigor
en boluiendoos a seguir.
¿Que sino, que mayor gloria,
que mas Indias puedo hallar
tras tanto amor, que alcançar 795
de vuestro desden vitoria?
Que no tan facil afloxa
al arco la cuerda amor.
IULIA
    Ya me parece, señor,
que vais boluiendo la hoja. 800
LEONARDO
    Negar lo que os he querido,
es negar olas al mar.
IULIA
   Leonardo, que mas negar,
¿que negarme lo que os pido?
LEONARDO
    No fue negar, fue temer 805
vuestro inhumano rigor.
IULIA
    ¿No ay mudanças en amor,
Leonardo no soy muger?
LEONARDO
    A esperar mudanças yo,
¿que no hiziera, Iulia mia? 810
IULIA
    Pues haz lo que digo, y fia,
que ya el desden se acabo.
LEONARDO
    ¿Que dizes?
IULIA
Lo que has oido:
La palabra te cogi,
esta me coge tu a mi. 815
LEONARDO
    Ha cruel, ¿que te ha mouido
a fingir esta mudança?
IULIA
    Si no te he dicho verdad,
no halle mi amor piedad,
ni mi deseo esperança. 820
LEONARDO
    Quando fue razon, señora,
nunca te pude ablandar,
y sin ella he de pensar,
¿que te has ablandado agora?
IULIA
    Ha Leonardo, poco entiendes 825
de condicion de muger:
¿no es harta razon, saber,
que ausentarteme pretendes?
Quando preso te tenia,
dormia el Alcaide Amor, 830
mas fue su despertador,
el saber que el preso huia.
No sè que mudança en mi
hizo esta nueua en vn punto,
que con ella todo junto 835
arderme, y elarme vi.
Como ceniza escondio
mi fuego la confiança,
y fue vn soplo tu mudança,
que la brasa descubrio. 840
No me castigues agora,
porque mi amor te he negado,
que yo tambien he ignorado
lo que mi pecho te adora.
Tu misma ausencia me muestra, 845
que me es tu presencia grata:
triste yo, que a quien me mata
vengo a tener por maestra.
No mal logres tu esperança,
por castigar mi rigor, 850
que si muere el vengador,
es locura la vengança.
¿Callas? ¿Que puedo esperar?
en gran peligro estoy puesta,
porque dudar la respuesta, 855
es especie de negar.
Habla ya; ¿que te suspendes?
LEONARDO
    Ay mi Iulia.
IULIA
¿Que te aflige?
O no crees lo que dije
con las obras.
LEONARDO
No me entiendes.
860
IULIA
    Habla, pues.
LEONARDO
Amor cruel,
siempre dà el placer penado,
a don Iuan de Castro he dado
la palabra de ir con el
al Piru, y la he de cumplir, 865
aunque me cueste la vida,
que ya la juzgo perdida,
pues de ti me he de partir.
IULIA
    Soltarâ don Iuan, si puedo,
la palabra a ruego mio. 870
LEONARDO
    No intentes tal desvario,
que pensarà, que es enredo,
y que he mudado intencion.
 
(Sale DON IUAN.)

 
DON IUAN
    Como ya os quereis partir,
aureis venido a pedir 875
a Iulia su bendicion.
IULIA
    Y vos, que me le lleuais,
por mi maldicion vendreis.
DON IUAN
    Con Leonardo os quedareis,
Iulia, si dello gustais. 880
IULIA
    Si gusto.
DON IUAN
Aquessa ley sigo.
LEONARDO
Iulia, aduierte, que me ofendo:
don Iuan, mirad, que no entiendo,
que me teneis por amigo.
DON IUAN
   Muere mi comodidad 885
donde la vuestra comiença.
LEONARDO
    No quiera Dios, que en mi vença
el amor a la amistad.
DON IUAN
    Si la amistad os incita,
a atropellar vuestro bien, 890
a mi la misma tambien
haze que no lo permita.
Y estando en esta igualdad,
vuestro amor ha de vencer.
LEONARDO
    Lo que he dicho pienso hazer, 895
yo sè la necessidad,
que de mi, don Iuan, teneis.
DON IUAN
    Podrè Leonardo, buscar
quien vaya en vuestro lugar.
LEONARDO
    Es tarde, no lo hallareis. 900
IULIA
    Ya pues don Iuan te la suelta,
no alegues obligacion,
ni niegues, que tu intencion
està a vengarse resuelta.
Vengate, vete, enemigo, 905
que yo.
LEONARDO
Oye, Iulia querida,
sino dexo en ti la vida,
tragueme el mar por castigo,
Sino.
IULIA
Iuramentos, dexa:
las obras, Leonardo, creo. 910
LEONARDO
    Satisfazerte deseo.
DON IUAN
    Iulia con razon se quexa.
LEONARDO
    Vos me apretais sin razon,
a no acudir a lo justo.
DON IUAN
    Lo justo es de Iulia el gusto. 915
LEONARDO
    Lo justo es mi obligacion.
IULIA
    Don Iuan la suelta.
LEONARDO
Es assi,
mas en este lance estrecho
lo que el por cortès ha hecho
no me desobliga a mi. 920
IULIA
    Falso.
 
(Sale GUILLEN.)

 
GUILLEN
Señora, tu hermano.
IULIA
    Don Iuan para vos apelo.
DON IUAN
    No os pudiera dar el cielo
juez mas de vuestra mano.
 
(Sale GERARDO, y CELIO.)

 
CELIO
    ¿Señores, en esta casa? 925
DON IUAN
   A despedirnos de vos
hemos venido los dos.
IULIA
    Don Iuan, que a las Indias passa,
viene a despedirse, y dà
muestra de su noble pecho. 930
CELIO
    ¿Pues y Leonardo?
IULIA
Sospecho
que hasta Cadiz con el và.
LEONARDO
    Y desde Cadiz a Lima.
IULIA
    Ha falso.
CELIO
El viaje sea
con la dicha que os desea 935
el que como yo os estima.
DON IUAN
    Para seruiros: de vos
me alcancè nueua dichosa
Iulia, de que sois esposa
de quien os merezca.
IULIA
A Dios.
940
LEONARDO
A Dios, Celio.
CELIO
A Dios, Leonardo.
LEONARDO
    Iulia, quiera Dios que os vea
como mi pecho desea.
IULIA
    Dios os guarde.
GERARDO
En zelos ardo.
IULIA
    Quitadme la vida, cielos. 945
GERARDO
    Oyeme, Iulia traidora.
IULIA
    Esto me faltaua agora
suelta.
GERARDO
Escucha.
 (Vase.)

IULIA
O rabia.
 (Vase.)

GERARDO
O zelos.
DON IUAN
    Solos estamos, ya puede
declararse vuestro intento. 950
LEONARDO
    Quien ama porque me ausento,
no amarà quando me quede.
DON IUAN
    ¿Estimaisla?
LEONARDO
El alma mia
buelue a adorar su belleza.
DON IUAN
    Quedaos a gozalla.
LEONARDO
¿Empieça
955
otra vez vuestra porfia?
Yo he de partir, viue Dios,
que quiero prouar assi
su firmeza para mi,
y mi amistad para vos. 960