El pastor



Salicio usaba tañer
La zampoña todo el año, 
Y por oírle el rebaño, 
Se olvidaba de pacer. 
Mejor sería romper
La zampoña al tal Salicio; 
Porque si causa perjuicio, 
En lugar de utilidad,
La mayor habilidad,
En vez de virtud, es vicio.