El Gran Teatro del Mundo: 30

Pág. 30 de 30
El Gran Teatro del Mundo Pedro Calderón de la Barca


AUTOR



¿Cómo así me nombras?

Que aunque soy tu Autor, es bien

que de decirlo te corras,

pues que ya en mi compañía

no has de estar. De ella te arroja

mi poder. Desciende adonde

te atormenta tu ambiciosa

condición eternamente

entre penas y congojas.


RICO



¡Ay de mí! Que envuelto en fuego

caigo, arrastrando mi sombra

donde ya que no me vea

yo a mí mismo, duras rocas

sepultarán mis entrañas

en tenebrosas alcobas.


DISCRECIÓN



Infinita gloria tengo.


HERMOSURA



Tenerla espero dichosa.


LABRADOR



Hermosura, por deseos

no me llevarás la joya.


RICO



No la espero eternamente.


NIÑO



No tengo para mí gloria.


AUTOR



Las cuatro postrimerías

son las que presentes notan

vuestros ojos, y porque

destas cuatro se conozca

que se ha de acabar la una,

suba la Hermosura ahora

con el Labrador, alegres

a esta mesa misteriosa,

pues que ya por sus fatigas

merecen grados de gloria.

 
(Suben los dos.)

 

HERMOSURA



¡Qué ventura!


LABRADOR



¡Qué consuelo!


RICO



¡Qué desdicha!


REY



¡Qué victoria!


RICO



¡Qué sentimiento!


DISCRECIÓN



¡Qué alivio!


POBRE



¡Qué dulzura!


RICO



¡Qué ponzoña!


NIÑO



Gloria y pena hay, pero yo

ni tengo pena ni gloria.


AUTOR



Pues el ángel en el cielo,

en el mundo las personas

y en el infierno el demonio,

todos a este pan se postran;

en el infierno, en el cielo

y mundo a un tiempo se oigan

dulces voces que le alaben

acordadas y sonoras.

 
(Tocan chirimías, cantando el Tantum ergo muchas veces.)

 

MUNDO



Y pues representaciones

es aquesta vida toda,

merezca alcanzar perdón

de las unas y las otras.
 
FIN