Cancionero, Ya tan cansado el esperar me tiene

Fragmento XCVI
Cancionero
 de Francesco Petrarca

Ya tan cansado el esperar me tiene
y la guerra del llanto en que soy reo,
que odio la esperanza y el deseo
y cuanto lazo el corazón retiene.

Pero aquel bello gesto, que me viene
prendido al alma y, donde miro, veo,
me arrastra hasta el primer impío empleo,
para que en él contra mi gusto pene.

Erré en el tiempo en que el primer camino
de libertad cortado así me fuera,
que es dar gusto a la vista obrar sin tino;

corrió entonces al mal libre y ligera,
y ahora por gusto ajeno hace camino
el alma que una vez pecó siquiera.