Cancionero, Rotos columna y lauro que ahora lloro

Fragmento CCLXIX
Cancionero
 de Francesco Petrarca

Rotos columna y lauro que ahora lloro
y ayer sombra me daban por entero,
perdí lo que de nuevo en vano espero
de norte a sur, del indio mar al moro.

La muerte me llevó el doble tesoro
que hacía el vivir alegre y lisonjero,
y no restaura ya tierra, ni fuero,
ni oriental gema, ni abundancia de oro.

Mas si esto mi destino disponía,
¿qué puedo hacer, que el alma no me atrista,
puestos los ojos siempre en agua fría?

¡Oh vida humana, bella así a la vista,
cómo se pierde presto en sólo un día
lo que en años con fatiga se conquista!