Averígüelo, Vargas: 027

Pág. 027 de 109
Averígüelo, Vargas Acto I Tirso de Molina


SANCHA:

                 (Pues mi Ramiro se va,
                 aunque dice ha de volver,
                 aqueste enano ha de ser
                 ocasión, si en casa está,
                 de algún amoroso enredo.)

ALFONSO:

                 Luego quiero que te partas,
                 Ramiro, con estas cartas
                 a Santarén.

SANCHA:

                 (Muerta quedo.)

ALFONSO:

                 Di al infante como estoy
                 de camino, y que a Tomar
                 pienso mañana llegar.

RAMIRO:

                 (¡Cielos! ¿Que a la corte voy?
                 ¡Ea!, deseo arrogante,
                 seguid vuestra inclinación
                 y, pues tenéis ocasión,
                 llegad y hablad al infante.
                 No piséis los montes más
                 ni vistáis sayal grosero;
                 ya parezco caballero;
                 vileza es volver atrás.
                 El infante es noble y franco;
                 seguiréle si quisiere;
                 y aunque no quiera, no espere
                 volver a verme en Momblanco.
 

SANCHA:

                 Después acá que vestido
                 estáis de Corpus, ¿no habláis?

RAMIRO:

                 ¡Ea!, Sancha, ¿qué me mandáis
                 que os traiga de allá?

SANCHA:

                 El sentido
                 y el alma que en un abismo
                 de pesares acomodo,
                 y si queréis traello todo,
                 traeos, Ramiro, a vos mismo.

ALFONSO:

                 ¡Ea!, Sancha, adiós, adiós;
                 no lloréis.